Breve historia del Hospital R. Santamarina

La proximidad del centenario de su fundación es una excelente excusa para hacer un repaso histórico del Hospital. El 25 de abril de 1909 la familia Santamarina donó el terreno y la construcción del actual Hospital Municipal. Fue la obra hospitalaria más importante de la época en la provincia de Buenos Aires, por las características arquitectónicas, calidad de los materiales y su diseño de acuerdo con los principios recomendados por la ciencia médica en esa época y similar a los que se construían en Europa. La donación de muebles, instrumentos de cirugía y demás instalaciones corrieron igualmente a cargo de la sra. Santamarina y fueron entregado a la municipalidad en noviembre de 1912.

Para la administración del hospital se constituyó una comisión administradora integrada por los señores Eduardo Arana, José Carrau y Francisco Fernández en representación de la familia Santamarina y por los señores Juan Cadepont, Antonio Usandizaga y Joaquín P. Belauzarán por la Municipalidad.

La administración y economía interna estaba a cargo de una superiora y cinco hermanas de la congregación de las "Hijas de Nuestra Señora de la Misericordia" y además los donantes establecieron, para asegurarse una correcta administración y cuidado de los recursos que en caso de que se quitara la participación de las hermanas, la Municipalidad de Tandil se obligaba a devolver el hospital a los donantes.

La asistencia médica se prestaba en las cuatro grandes salas generales y en las habitaciones especiales destinadas a pensionistas y parturientas. Se prestaba asimismo un servicio a los enfermos particulares en la sala de pensionado, donde podían internarse bajo la asistencia de cualquiera de los médicos de la localidad.

Pasaron muchísimos años desde aquellos comienzos, el nosocomio fue creciendo, y sus tareas se volvieron cada vez más complejas. Hoy la cantidad de pacientes que asisten al hospital crece día tras día, y a pesar de existir otros centros de atención, en una ciudad con más del 40% de la población sin obra social, sigue siendo la institución social más importante.

Con el proyecto del Hospital de Niños, parecería que nuevos vientos promisorios soplan en el establecimiento, los mismos que durante los años de su fundación. Claro que con muchos problemas a cuesas y lo difícil que significa atender una demanda creciente de atención, no será fácil para el personal del nosocomio seguir brindando un servicio tan importante para Tandil.

© 1999-2008, CD Soft. Tandil. Buenos Aires. Argentina. Registro en trámite. | www.cybertandil.com.ar